LA GUERRA NAVAL EN EL PACÍFICO

LA GUERRA NAVAL EN EL PACÍFICO
Luís de la Sierra

Desde que en diciembre de 1941 la escuadra y la aviación japonesas atacaran a una gran concentración de buques norteamericanos en Pearl Harbor, se inició una de las batallas aeronavales más largas y cruentas de la Historia, de la que no encontramos ningún precedente.
El océano Pacífico tiene una extensión superior a todos los demás océanos y mares juntos. Hay en él grandes fosas y miles de islas. Los volcanes en erupción y los maremotos son elementos característicos de un inmenso océano en el que las distancias son sobrecogedoras. Y fue en este extraordinario marco donde se libraron tantas y tan destructivas batallas de las que un experto tan documentado y sagaz como Luis de la Sierra nos da puntual y detallada información. El enfrentamiento entre americanos y japoneses tenía un dilatado frente naval, puesto que entre ambos países no había fronteras para que se enfrentaran los ejércitos. El potencial norteamericano era muy alto: más de cien portaaviones y unos cien mil aviones de combate, aparte la superioridad tecnológica, como los equipos de radar. Sin embargo, la resistencia, las ofensivas y los contraataques japoneses fueron constantes y en ellos demostraron su moral de victoria y su bravura, a veces suicida, como en el caso de los kamikaze.

La guerra naval en el Pacífico es el mejor estudio publicado en España sobre este capítulo trascendental de la historia de la segunda guerra mundial. En él, Luis de la Sierra demuestra una vez más su exhaustivo conocimiento del tema y su amenidad y concisión como cronista.

ISBN: 978-84-261-1590-4   Encuadernado en rústica
Formato: 14 x 21,5 cm   620 páginas

17,31
18,00

Batalla del mar de las Filipinas. Un bimotor de la 1ª Flota Aérea nipona, mandada por el vicealmirante Kakuta, ya incendiado, trata infructuosamente de estrellarse contra el portaviones de escolta norteamericano Kitkum Bay.
LUIS DE LA SIERRA Luis de la Sierra nació en Santander en 1920. Se alistó como marinero voluntario a los diecisiete años. Embarcó en el crucero Almirante Cervera, donde permaneció hasta el final de la guerra civil. Luego pasó a la Escuela naval Militar de San Fernando y obtuvo el ascenso a alférez de navío en 1943.  Como guardiamarina, y en los empleos de alférez de navío, teniente de navío y capitán de corbeta, ha navegado en los veleros Juan Sebastián Elcano –del que es segundo comandante– y Galatea, así como en cruceros, destructores, minadores, fragatas, patrulleros y dragaminas a través del Atlántico, el Pacífico y el Mediterráneo. Es especialista en armas submarinas y posee tres cruces del Mérito Naval.

Viajes, aventuras y expediciones
La guerra naval en el Atlántico

Libros de náutica
Página principal
info@editorialjuventud.es